18/01/2015
Test para la prevención de caries


Test para prevenir caries
Investigadores valencianos patentan un test que mide el riesgo de sufrir caries para tener un tratamiento personalizado

Científicos valencianos desarrollan una prueba que predice si se sufrirá la dolencia
Un nuevo paso adelante para poner freno a la caries. Los mismos investigadores valencianos que hace algo más de un año desenmascararon al principal enemigo de la dolencia dental al descubrir una nueva especie de bacteria que actúa contra la caries, han desarrollado ahora un test que permite predecir el riesgo de descubrir una muela careada.

Los científicos Alejandro Mira y Áurea Simón, investigadores de la Fundación para el Fomento de la Investigación Sanitaria y Biomédica de la Comunitat Valenciana (Fisabio), dieron a conocer el pasado 8 de enero que han patentado un test que determina con una fiabilidad «del 98%» el riesgo que cada persona tiene de desarrollar una caries a lo largo de su vida. La presentación de la patente se dio a conocer durante la visita del conseller de Sanidad, Manuel Llombart, al centro científico.

La clave se esconde en la saliva. El examen que permite la predicción parte de una muestra de saliva que se recoge inmediatamente después del cepillado de dientes. En esa muestra los especialistas constatan qué compuestos de la misma predisponen a sufrir el problema.

El doctor Mira explicó que estudian seis moléculas presentes en el líquido bucal: «Dos tienen que ver con el sistema inmune, dos con la capacidad para neutralizar los ácidos y las otras con la capacidad de las bacterias de adherirse a la placa dental».

Estudiar cada componente permite determinar de forma individualizada «qué pilar de estos tres es el que falla para ofrecer tratamiento personalizado que prevenga la aparición de las caries».

El resultado del test puede estar disponible «en un par de horas». En estos momentos los expertos realizan el examen «de forma manual», pero prevén que cuando «una empresa desarrolle un kit para llevar a cabo las pruebas se pueda tener el resultado en menos tiempo».

Los avances en la prevención de la caries tienen otra vertiente. Mira adelantó que el mes que viene empezarán los ensayos en humanos para comprobar la eficacia y seguridad del yogur contra la caries que han desarrollado tras aislar un «inhibidor» de la bacteria que provoca la patología.
A este punto llegan tras haber superado los ensayos previos en ratas. Confían en que en dos años esté todo en condiciones para su uso. Ya se ha demostrado que «se puede producir a gran escala con un coste bastante bajo»

Hasta ahora, se habían diseñado otros test que cuantificaban las bacterias que se relacionaban con las caries pero no eran lo suficientemente predictivos.

Se ha comprobado que esta bacteria anticaries muere en su paso por el estómago lo que resulta "muy conveniente" porque "lo convierte en un producto muy seguro ya que tendría su efecto en la boca pero no podría tener ningún efecto secundario". Estas pruebas de seguridad y toxicidad las exige la Agencia Europa en Seguridad Alimentaria, necesarias para poder comenzar los ensayos clínicos en humanos, último paso para la su salida al mercado.